Menu

[Review] Bastion – Rememorando una aventura rolera que llega a Xbox One

Hoy vengo a traeros uno de los primeros jueguillos que lanzó el mercado independiente antes de que surgiera todo el bum, y es que Bastion, el juego que hoy os traigo, salió a la venta en 2011 de mano de solo siete desarrolladores que forman Supergiant Games. Con su pronta salida en Xbox One vamos a recordar uno de los mejores indies que se pueden encontrar en el mercado a día de hoy. Uno de esos títulos de apuntarse en la libreta para comprar cuando surge la oportunidad. 

Nota del autor: El análisis y las capturas están hechas a partir de la última versión de Steam

bastion-0001

Lo primero que destaca de Bastion es su decorado y cuidado mundo. Miles de colores llenan la pantalla de vida, formando unos escenarios dignos de un óleo o una pintura sobre lienzo. De verdad, es maravilloso ver la composición de colores como si de un cuadro se tratase. No es puntero en tecnología, y no serían unos escenarios que contemplar por horas, pero cumplen su función perfectamente, la de hacer ver al jugador que lo que está recorriendo no es un simple decorado, si no un mundo vivo y lleno de alegría, todo desarrollado en esa vista isométrica tan característica que, personalmente, no encajaría mejor en ningún otro juego similar y que le aporta ese toque de personalidad que le hace tan especial.

201652410197_1

Bastion es un juego que engaña por su planteamiento. Ante los ojos de mucha gente estamos ante un action-rpg, pero la realidad es que es un hack and slash en el que han metido la subida de niveles y el uso de pociones para darle ese toque rolero que tanto gusta. No pasearemos por grandes urbes, no atravesaremos mapas gigantes ni conversaremos con nadie salvo un reducidísimo grupo de supervivientes con historias muy trágicas a la vez que interesantes. Tras despertar de nuestra cama comienza la aventura, desorientados y sin saber muy bien que ocurre avanzamos por un pasillo enorme mientras un narrador comenta todo lo que vamos viendo y haciendo en nuestro viaje. Ha habido una gran catástrofe y todos los que conocíamos han quedado reducidos a cenizas. Empezamos a obtener armas que nos permitirán eliminar a las hordas enemigas que han surgido tras el colapso y otros objetos que nos ayudarán a desentrañar lo sucedido. No podemos mirar atrás, debemos llegar lo antes posible al Bastión, lugar de congregación en caso de emergencia. No me gustaría contar más de la simple pero maravillosa historia, pero me veo en la necesidad de decir que tiene uno de los mejores finales que haya podido vivir en el año que salió.

maxresdefault

Musicalmente está a gran altura, con melodías que acompañan y no molestan la narración, siendo especialmente buenos los temas del final del juego, lo que aumenta la épica en esta sección que nos dejará con los ojos pegados a la pantalla. La voz del narrador es simplemente perfecta y a pesar que a veces cueste leer y jugar a la vez por la rapidez con la que se efectúan los combates, se agradece todo el trabajo de traducción de esta gran historia.

c3356f0ff0b71bf3e1a17c5075e31da0

Si tuviese que destacar algo malo del juego diría tres puntos clave: la poca variedad de enemigos, los cuales se repiten no solo en el mismo escenario, si no en varios de ellos, apareciendo incluso cuando puedes derrotarlos con un soplido, y la casi obligación de que tengas que usar las armas que te encuentres. Me explico: En Bastion cuando encuentras un arma y la recoges se intercambia por el arma que lleves equipada, y estas prácticamente obligado a utilizarla. Si deseas cambiar de arma deberás esperar a llegar donde el mercader o volver al bastión, lo que se hace pesado y aburrido. Y por último remarcar las caidas del personaje. Se que ahi arriba os decía que la vista isométrica le va genial a este juego, pero hay partes donde la cámara no nos permite ver del todo que hay en el escenario, y siendo un terreno que se forma según avanzamos, y se quedan huecos abiertos por donde podemos caernos, la cámara puede jugarnos alguna que otra mala pasada.

159723_296

En su momento superé Bastion en pequeñas partidas de media hora, una hora, sin esforzarme mucho, y según he estado comprobando mucha gente ha hecho lo mismo, debido a la ligereza del juego y que no requiere largas sesiones para completar un buen aprendizaje. En duración se le pueden estimar entre cinco y seis horas un primer rcorrido, y quizá unas diez o quince incluso si queremos completarlo al 100%. ¿Mi recomendación? Absoluta. Un juego barato, rápido, visualmente atractivo y fácil de jugar. Y gracias a esta nueva versión que nos llega a Xbox One, más accesible si cabe.

 

freepidgeotbird
Respiro cine. Bajista. Consolero. Fan del wrestling. Crecí con Pokémon, maduré con Metal Gear y me hice adulto con Dark Souls. Aun busco las cintas de tinta para guardar la partida. Puedes leerme de vez en cuando en @FreePidgeotBird

No comments

Deja un comentario

Últimos vídeos del canal

Oops, something went wrong.